fbpx

8 lugares imprescindibles para amantes de los trenes

8 lugares imprescindibles para amantes de los trenes

La pasión con los trenes es algo parecido a la que sienten muchos por los dinosaurios, una vez que empieza ya no para, por eso dedicamos este post a 8 lugares imprescindibles para amantes de los trenes.

Los trenes, en su día vertebradores del territorio e imprescindibles para el avance económico además conservan un halo romántico de viajes en los que se disfruta del paisaje, de despedidas y de reencuentros en las estaciones.

Museo del Ferrocarril en Madrid. 

Qué podemos contar de él. Desde que nos vivimos a vivir a la zona es nuestro sitio comodín, un lugar del que nunca nos aburrimos ni mayores ni niños y que además se ha transformado en sede de diversos eventos como el Mercado de Motores una vez al mes.

Mercado de motores dentro museo ferrocarril
Mercado de Motores

Este museo se abrió al público en 1984 y tiene su sede en la antigua estación de Delicias, que es uno de los ejemplos más representativos de arquitectura industrial y data de 1880. Hay una completísima colección de material ferroviario original como locomotoras, vagones de carga o coches de viajeros, a través de la cual podemos conocer la evolución de este medio de transporte en nuestro país.

 Además de ver las piezas se pueden realizar actividades muy variadas: talleres didácticos, visitas guiadas y viajar entre Madrid y Aranjuez en el histórico Tren de la Fresa, que viaja en primavera y otoño entre estas dos ciudades. 

Algo que vuestros peques no olvidarán es la posibilidad de montar en el pequeño tren a vapor (real) que circula por el exterior.

Los más mayores identificarán muchos de sus rincones por haber sido lugar de rodaje de muchísimas series y películas.

Museo del Ferrocarril de Asturias (Gijón). 

Es el centro encargado de conservar, investigar y difundir el patrimonio ferroviario en Asturias. Se ubica en la antigua estación de ferrocarril de Gijón -muy cerca de la Playa de Poniente y del Puerto deportivo- y cuenta con una superficie total de 14.000 metros cuadrados entre edificios y vías. A lo largo de todo el año se realizan muchas actividades: talleres, exposiciones temporales y permanentes, jornadas, conciertos y también paseos en un tren con locomotora de vapor.

En una esta región eminentemente minera e industrial como es Asturias, el ferrocarril ha jugado un papel fundamental en la evolución de su economía. El objetivo de este museo  no es tanto dar una imagen nostálgica de este transporte como hacer comprender la importancia del ferrocarril como vertebrador de la zona.

lugares imprescindibles para amantes de los trenes

Museo del Ferrocarril de Cataluña (Vilanova i la Geltrú, Barcelona).

El primer ferrocarril de la Península se puso en marcha en Cataluña en 1848 y desde entonces la red ferroviaria no ha parado de crecer. El museo se ubica en Vilanova i la Geltrú y fue inaugurado el 5 de agosto de 1990. 

Algo esencial por lo que forma parte de estos lugares imprescindibles para amantes de los trenes es que tiene entre sus tesoros la locomotora de Mataró (la pionera del ferrocarril en España) y además hacen un recorrido por diversas piezas antiguas del ferrocarril, todo un patrimonio histórico y cultural. A través de fotografías que ilustran las condiciones de trabajo de la época en el sector ferroviario.

lugares imprescindibles para amantes de los trenes
museo ferrocarril cataluña

Museo Vasco del Ferrocarril (Azpeitia, Guipúzcoa).

Este museo presenta una de las mejores colecciones ferroviarias de Europa, con vehículos de todo tipo: locomotoras de vapor, diésel, eléctricas y distintas clases de vagones y coches. Tiene uno de los conjuntos más completos de máquinas-herramienta de Euskadi, en el taller mecánico de Urola, una instalación que se inaugura en 1925 y que se conserva tal y como estaba en aquella época. En la primera planta del edificio de la antigua estación de Azpeitia se encuentra una muestra de uniformes utilizados en el ferrocarril desde mediados del siglo XIX hasta el AVE y también una de las mejores colecciones de relojería ferroviaria del mundo. 

Museo del Ferrocarril de Galicia (Monforte de Lemos, Lugo). 

El museo está en una localidad que ha crecido social y económicamente al abrigo de las locomotoras de vapor. Se encuentra en las instalaciones de un antiguo taller de tracción y depósito de locomotoras, es una edificación conocida como rotonda ferroviaria y ha sido declarada por la Unión Europea como ‘edificación destacada del patrimonio industrial europeo‘. Entre los fondos del museo hay piezas en perfecto uso que son joyas del patrimonio ferroviario español. Un gran punto a favor es que dispone de un parque temático por el que transitan trenes a escala para que los niños puedan convertirse en maquinistas o jefes de estación. 

lugares imprescindibles para amantes de los trenes
museo ferrocarril galicia

Centro de Interpretación del Ferrocarril en Extremadura (Hervás, Cáceres).

El ferrocarril también fue básico en la economía de la zona de Hervás y Plasencia, pues transportaba las cerezas, castañas, muebles y gran variedad de frutas, siguiendo un trazado casi paralelo a la Ruta de la Plata.

El museo se encuentra en una antigua estación que se cerró en 1985. Podemos encontrar fotografías antiguas del tren y de las dificultades que se encontraron para la construcción de las infraestructuras, y también las herramientas con las que se comenzó a realizar la red de vías. Ah, y es gratuito y accesible.

Museo del Ferrocarril de La Roda de Andalucía (Sevilla). 

Fue inaugurado en el pueblo sevillano de La Roda de Andalucía en marzo de 2007. La intención, como en los anteriores lugares imprescindibles para amantes de los trenes, es la de preservar el ferrocarril como elemento fundamental del desarrollo económico e industrial de la zona. Está lleno de maquetas a escala de locomotoras y trenes -realizadas por Francisco Castro Morillo- que constituyen un homenaje a los trenes de la época y las personas que trabajaron en su construcción y en su manejo diario llevando personas y mercancías por toda la red ferroviaria. 

museo de la Roda
lugares imprescindibles para amantes de los trenes
Foto: Megamineko.wordpress.com

Exposición ferroviaria Valladolid

Aunque no se trata de un museo propiamente dicho, todos los años la ASVAFER (Asociación Vallisoletana de Amigos del Ferrocarril) organiza una exposición en su sede localizada en la antigua estación de La Esperanza en Valladolid. También se puede visitar previa petición.

Aunque ha perdido peso con el tiempo, la actividad ferroviaria en Valladolid fue uno de los cimientos económicos y sociales y desde esta asociación se intenta que no se pierda su recuerdo mediante la preservación de una buena colección de vehículos históricos ( locomotoras, vagones, coches viajeros…) así como maquetas de diversas escalas.

Como en otros lugares imprescindibles para amantes de los trenes, existe un parque de Modelismo Tripulado donde existe un circuito con un ancho de vía de 7″1/4 (184 mm.) por donde circula un pequeño tren que hace las delicias de los niños.

cartel exposición ferroviaria asvafer
Cartel de la próxima exposición


Puntúa el post

/ 5.



Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.